Música – Paola Pablo

Etiquetas: ,

Nos acercamos hoy a una seguidora de Jesús, dominicana afincada en nuestras tierras y que ha cautivado a muchas personas y grupos con sus videos de Youtube, motivando a abrir el corazón a Jesús y su propuesta. Contagiando ilusión y fe, también su canción invita a la meditación y al encuentro con Dios. Puedes seguirle en su canal.

¿De dónde nace tu decisión de compartir tu fe por Youtube?

El plan original era compartir mi música a través del canal de Youtube.

No tenía pensado hacer vídeos ni convertirme en nada parecido a una youtuber. Sin embargo, la producción de mi música estaba tardando y sentía que tenía tanto que compartir y que solo perdía el tiempo.

Me hice la pregunta: Paola, ¿de verdad crees que estás llamada solo a ser cantante para Dios? En serio, ¿crees que todo lo que Él te hace sentir, que su Buena Nueva, solo la puedes transmitir a través de la música?

Y la respuesta fue muy obvia: nooo… ¡Estaba llamada a trasmitir el mensaje del Señor como pudiese a través de canciones, a través de vídeos, o como el Señor inspirase!

Y así fue… Todo surgió un Adviento, cuando sentí que el Señor me pedía que me volviese a Él, que no le olvidara en ese tiempo, que recordara que Él vendría por mí… Y cuando llegó esa luz a mi vida, no tuve otra opción que compartirla… Fue muy de Dios… No había editado nunca nada, no me había grabado nunca antes… Pero lo hice… Más bien, lo hizo Él y llegó a los corazones que debía llegar, y desde entonces, aquí estoy, escuchando sus mensajes y volviéndolos vídeos.

¿Qué papel cuenta la música en tu fe? ¿En tu deseo de evangelizar?

Pff… La música juega un papel vital en mi camino de fe. Dios se valió de la música para atraerme a su corazón. Todo lo que había escuchado y había aprendido sobre el amor de Dios, con la música lo pude sentir dentro de mí, ya no era un concepto lejano, era un sentimiento que crecía y sentía en mí.

Y esto no ha cambiado… A través de la música Dios me habla y yo le respondo a Él. Puedo decir que todas mis canciones son oraciones que en algún momento he elevado al Señor. Me siento llamada a compartir estas melodías de amor y de esperanza al mundo…  

¿Qué le dirías a los jóvenes más indiferentes o escépticos ante la utilidad de la fe?

No hay mucho que pueda decir con palabras que haga más ruido que mi ejemplo… ¿No sabes si la fe es el camino? ¿No crees en lo que creo? Está bien… Y no te voy a caer atrás para que vengas a misa, para que ores conmigo, para que pienses como yo… No, no… Yo oraré para que puedas ver menos de mí y más de Dios cuando estemos juntos, para que puedas sentir su Amor y no su juicio al estar conmigo, para que haya algo diferente… un «no sé qué», que te haga preguntar ¿por qué hay gente que desprende tanta luz? ¿Por qué sienten tanta felicidad? ¿Por qué reflejan tanta paz? Y si me preguntas, te diré… ese, mi hermano, es Dios. Ven y verás…

¿Cuál es tu mensaje para esta Cuaresma y Pascua?

Esta Cuaresma, un amor te espera… para abrazarte una vez más, para purificar tu corazón, para sanar tus heridas, para fortalecer tu fe… para volverte nuevo. Espero que te animes a darlo todo en la oración estos días, que, en esta oportunidad, prefieras a Dios antes que a todo y que mueras a todo lo que te aleja de su gracia para que, en Pascua, resucites junto a Él. ¡Vivamos la Cuaresma!

Desde entonces, aquí estoy, escuchando sus mensajes y volviéndolos vídeos

Yo oraré para que puedas ver menos de mí y más de Dios cuando estemos juntos, para que puedas sentir su Amor y no su juicio al estar conmigo, para que haya algo diferente…

Sigue a Paola Pablo: https://www.facebook.com/paolapablord/

Descarga aquí el artículo en PDF

RPJ nº 535 marzo 2020 – Paola Pablo

Te interesará también…

Newsletter

Recibirás un correo con los artículos más interesantes cada mes.
Sin compromiso y gratuito, cuando quieras puedes borrar la suscripción.

últimos artículos

Creatividad que genera vida – Ana Guerrero

Creatividad que genera vida – Ana Guerrero

«¿Con qué autoridad haces esto? ¿Quién te ha dado semejante autoridad?»— preguntaron los sacerdotes y ancianos del pueblo a Jesús. Y es que estaban sorprendidos de la vida y la fuerza que generaban sus palabras. Tantos años en que ellos, maestros de la ley, cuidadores...