… con una fe transformadora de la realidad, recreándola con la ayuda del Espíritu, eternamente joven, hasta que el sueño de paz y justicia de Dios se haga realidad.

Haz clic en la palabra en la que busques inspiración